© Juanjo Vergara.

Construir escuelas justas

16 Mar 2015

 

A principios de este curso tuve ocasión de compartir algunos días de viaje con Javier Murillo. El motivo era un seminario sobre educación para el desarrollo organizado por la AECID para la última edición de los premios Vicente Ferrer y el viaje supuso situarnos –a quienes allí estábamos- en el concepto de ‘Frontera’. Para ello viajamos a Melilla, Nador y Alhucemas.

 

Especialmente reveladora fue la sencilla y directa ponencia de Javier Murillo que desde un recorrido histórico, situó el marco sobre el que diseñar una educación para la Justicia Social. Murillo habló de las tres erres de la Justicia Social: Redistribución, Reconocimiento, Representación y que hacen referencia a la distribución de recursos, la dominación cultural y los modelos de participación.

 

Quien quiera saber más sobre ello puede consultar el excelente artículo que firma con Reyes Hernández en la Revista Iberoamericana sobre Calidad, Eficacia y Cambio en Educación.

 

No voy a comentar lo que él hace mejor que nadie, pero si la reflexión a la que me llevó aquella estupenda charla y el intercambio que la siguió durante el viaje.

 

Mientras escuchaba a Murillo me preguntaba ¿son estas las claves para hacer una organización escolar justa?. Es decir,  ¿podemos –en nuestro aula o nuestro centro- trabajar para cambiar las estructuras organizativas con el modelo de ‘las tres erres’? ¿conseguiremos un modelo educativo más justo?

 

Una vez más, quienes más saben son capaces de dibujar -sencillo y contundente- líneas maestras por las que viajar. Vayamos a tareas concretas en el aula que se deducen de las palabras de Murillo. Hagamos una reflexión micropolítica de su planteamiento:

 

Redistribución: ¿Quién tiene los recursos? ¿docentes, alumnos, familias, administración? ¿a qué tipo de actividades y programas se dedican y cuáles no llegan a disponer de recursos necesarios? ¿qué significa esto y cómo podemos cambiarlo?

 

Reconocimiento: ¿Qué discursos  culturales son los dominantes en nuestro centro /aula y cuales son los excluidos?. Cultura de la competitividad, el esfuerzo alienante, la exclusión.

 

Representación.: ¿Qué modelos de participación dominan en mi aula/centro?, ¿quién y cómo se toman las decisiones sobre lo que se hace en nuestras aulas? ¿cómo se recogen las voces de todos los miembros de la comunidad y que acceso tienen a la toma de decisiones?.

 

Realmente me pareció revelador analizar, en lo cotidiano del aula/centro el concepto de Justicia Social tal como lo describió Javier Murillo.

Please reload

Último Posts

La mejore escuela, el barrio

1/10
Please reload

Posts Recientes
Please reload

Archivo
Please reload

Búsqueda por Tags